NOTICIAS
Inicio / Teoría del Café / Mi libro personal / Capítulo 2.- Mi libro personal: ¿Qué factores influyen en mi decisión de cambiar?

Capítulo 2.- Mi libro personal: ¿Qué factores influyen en mi decisión de cambiar?

Mi libro personal: ¿Qué Factores influyen en mi decisión de cambiar?

Son muchas las personas que a través de las redes sociales, correos privados y eventos a los que suelo asistir formulan la misma cuestión: Quiero cambiar de trabajo, pero no se cómo hacerlo. Lo primero que pregunto es: 1. solo existe malestar dentro de la empresa con algún miembro de la plantilla o 2. ha llegado el momento de cambiar porque:

  • El trabajo se ha vuelto rutinario y monótono.
  • Crees que puedes ser prescindible.
  • Quieres seguir mejorando.
  • Necesitas y quieres ganar más dinero.
  • No es lo que te gusta.
  • Te está costando la salud y la familia.

Analicemos la frase desde diferentes puntos de vista.

2.1. Zona de Confort

Lo primero que sucede cuando una persona piensa, no decide, realizar un cambio en su vida profesional es la pérdida de control de su zona de confort. No todo el mundo está capacitado para romper con la rutina y el automatismo de un trabajo que, a pesar de no ser el deseado, conoce y aporta seguridad.

Seguridad no garantizada por los rápidos cambios que se están produciendo en el mercado laboral. Los cambios no son fáciles, pensar y no dejar de reflexionar sin actuar, genera malestar, aumenta los niveles de estrés y ansiedad. Si no vas a ACTUAR, mejor dedicarse a ser mejor en el trabajo en el que te encuentras. Tener la cabeza en dos sitios y no centrarse en ninguno conlleva a quedarse sin nada.

2.1.1. ¿Eres prescindible?

Mucho se habla sobre la durabilidad de muchos puestos de trabajo y la aparición de otros nuevos. El mercado laboral cambia a una velocidad muy superior a la que el ser humano puede asumir, factores como la tecnología, la deslocalización y la globalización son los máximos responsables y beneficiarios de esta revolución que se conoce como LA TERCERA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL.

Ante esta situación, me gustaría hacer una breve síntesis sobre aspectos que pueden indicar sí puedes ser prescindible dentro de 3 – 5 años:

  • Trabajo monótono y repetitivo. Es muy probable que la tecnología acabe absorbiendo tu puesto de trabajo.
  • Trabajo técnico-administrativo. Es muy probable que un grupo de personas, de diferente país y con un nivel de vida más bajo (ejemplo: India por su alto nivel de licenciados), desarrollen el mismo trabajo por la mitad de precio.
  • Baja cualificación. Las profesiones con baja cualificación serán los que lastren la recuperación y no permitan que se produzca un descenso del paro.
  • Sin especialización. Los nuevos modelos de empresa buscan profesionales altamente especializados para realizar acciones muy concretas en un periodo de tiempo predeterminado.
  • Bajo conocimiento de internet. Si no sabes moverte por internet, ya sea para encontrar información, ponerte en contacto con otra persona o comunicar una noticia a otras personas, no importa quien seas porque nadie lo sabe.
  • Carencia de habilidades comunicativas. Las relaciones sociales y la cartera de clientes/contactos se posiciona por delante de la experiencia y la formación.
  • Falta de iniciativa. Si no sabes qué quieres y peleas por ello, otro tampoco lo hará.
  • Falta de reciclaje formativo diario.
  • A nivel personal y profesional, nadie quiere a una persona con la que tener que arrastrar todo el día.
  • Precios low cost. Siempre aparecerá otro que oferte precios aún mas bajos.

Dentro de esta categoría, los puestos o sectores más expuestos a sufrir un gran deterioro, unido a un descenso de puestos de trabajo son:

  • Materia prima (agricultura, ganadería, leñador…).
  • Editoriales.
  • Asesorías fiscales, laborales y contables.
  • Puestos administrativos.
  • Comercial tradicional.
  • Banca.
  • Formación.
  • Conductor / piloto.
  • Cajera/o.
  • Hostelería.
  • Limpiador.
  • Cartero.
  • Agente de viajes.
  • Periodista.
  • Consultoría.

Recomendación:

Para todos aquellos que se han podido ver reflejado en alguno de los puntos anteriores, recomendarles que empiecen hoy mismo a crear su propio:

  • Blog profesional.
  • Cuentas en redes sociales.

Para interactuar con personas de diferentes lugares del mundo y comenzar su adaptación a la era digital. Ahora solo se requiere un poco de tu tiempo diario para adaptarse al cambio. Si no lo haces ahora, te costará mucho dinero dentro de unos años. 

2.2. Objetivos

Si estas dispuesto y convencido a dar el paso de cambiar, lo primero que tienes que hacer es marcarte un objetivo a corto, medio y largo plazo. Los cambios no se producen de manera inmediata, se hacen paulatinamente, con cautela y asentando pilares sólidos.

La palabra emprendedor se ha convertido, especialmente en España, en una palabra tóxica (hecho que suele ocurrir cuando a la clase política y a la prensa se le ocurre pronunciar todos los días la misma palabra. Pierde su valor, como ya ha sucedido con la palabra Corrupción).

Se entiende que ser emprendedor es arriesgar y dejarlo todo por conseguir un sueño. No me gusta que la gente vaya a lo William Wallace, menos aún, cuando no se tienen conocimientos y experiencia previa. Saber de un sector no quiere decir saber hacer negocios, primer gran error que acaba con un proyecto ante de arrancar.

No abandones todo, no te lo juegues todo a una única carta. Empieza paso a paso, descubre quién eres al tiempo que te das a conocer. No te dejes engañar, en la Tercera Revolución Industrial, el inicio de cualquier empresa comienza con un blog personal.

2.3. Especialización

Cuando una persona quiere hacer un cambio profesional, lo primero en lo que se enfoca y obsesiona es en el lugar donde puede iniciar ese cambio, sin dedicar un segundo de su tiempo a lo más importante: autoconocerse, contestando a las preguntas:

  • ¿Qué se hacer?
  • ¿Por qué puede alguien contratarme?
  • ¿Cuáles son mis fortalezas y debilidades?
  • ¿Dónde quiero verme dentro de 1, 3 y 5 años?
  • ¿Qué me gusta?
  • ¿Qué es lo que mejor se me da?

Mes a mes, día a día, las empresas reducirán sus plantillas para quedarse con personal altamente cualificado que irán contratando según las necesidades de cada momento. Dentro de poco, quieras o no, trabajarás para más de 1 empresa. Por ello, debes tener claro cuál quieres que sea tu línea de especialización para marcarte tu propio plan profesional.

Cuando tengas claro quién quieres ser, las empresas, el lugar y cómo hacerlo, irán apareciendo sin que te des cuenta porque sabrás: dónde buscar.

2.4. Economía de guerra

Los cambios cuestan dinero, quien diga lo contrario miente. Al principio, la inversión es grande, tienes que estar preparado. Antes de iniciar un cambio, haz una lista con los costes fijos que tienes que asumir mensualmente (ejemplo: alquiler, hipoteca, gasolina…) para generar un colchón financiero previo que pueda sufragarlos durante al menos 6 meses – 1 año. Mientras dure este proceso: La austeridad es tu religión. Antes de tomar una decisión, realizar un viaje o gasto ten claro: Objetivos y beneficios a obtener (no supongas).

2.5. Lista de contactos

Uno de los factores principales que tienen en cuenta las empresas para contratar a una persona es su posible cartera de clientes y personas a las que puede llegar a conocer. Nos quejamos de la ley del enchufismo, en la vida real no gana el más fuerte, ni el más preparado, sino el que se adapta mejor al medio. Dime a quién conoces y te diré cuanto vales. No entraré a juzgar si es bueno o malo esta expresión, pero sí, es cierta. Puedes cabrearte y patalear todo lo que quieras, ello no te dará la solución que buscas.

Haz una lista con las personas influyentes a las que conoces y comienza a fortalecer lazos, ofrécete para colaborar sin obtener nada a cambio.

Capítulo 3.- Mi libro personal: Pilares de la educación

Sobre Ramón Calatayud

Soy Ramón Calatayud, consultor del sector editorial y ejecutivo de cuentas en la revista Jot Down. Escribo novelas, reseñas literarias, reviso historias, diseño personajes, emito informes de lectura y redacto artículos para blog

Puedes intentar

Capítulo 5.- Mi libro personal: Nombrar al Consejo Personal

Aprender no es cuestión de dinero

Capítulo 6.- Mi libro personal: Empezar a trabajar

Nadie decide emprender una acción que conlleve sacrificio y esfuerzo

Capítulo 7.- Mi libro personal: ¿Tomamos Café?

La experiencia es el único modo de no volver a equivocarse en el mismo lugar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.