Inicio » Actualidad » ¿Qué dice el rostro de Theresa May?

¿Qué dice el rostro de Theresa May?

¿Qué dice el rostro de Theresa May?

Caso práctico de morfopsicologia para descubrir fortalezas y debilidades de Theresa May.

Muchas personas hablan de las similitudes entre Theresa May y Margaret Tatcher, no solo en la forma de ver la política, también en su parecido físico. Pero, ¿dónde terminan las comparaciones? ¿Existe algún rasgo que las diferencien, qué haga destacar una por encima de la otra? La respuesta es sí. Margaret Tatcher estaba dispuesta a llegar hasta el fin sin importarle las consecuencias. Margaret Tatcher era más firme en sus convinciones, más radical, tiraba la caña, un caramelo imposible de rechazar, para que el enemigo viniera a por ella y así atacar con determinación.

Esto no quiere decir que Theresa May sea una política blanda. Todo lo contrario, sino nunca hubiera sido Primera Ministra. Es tenaz, muy activa, sabe controlarse (no mostrar sus cartas), representa los ideales ingleses, aquellos que la mayoría de los europeos no llegan a entender, pero que definen la filosofía inglesa: parecer frío y distante hasta tomar la primera copa de vino.

Theresa May presenta muy buenas cualidades directivas: es pasional, no suele darse por vencida y conoce el valor de la cosas, cuánto vale una persona y su posición estratégica. Sin embargo, su fuerte tonicidad, su pasión, puede jugarle malas pasadas. A veces, dirá cosas de las que se arrepienta, puede ser muy dura verbalmente si se siente acorralada políticamente.

No se siente cómoda al mando del timón que debe llevar el Brexit a buen puerto. Europa lo sabe y espera, sabe que a medida que pasen los días, las consecuencias del Brexit se irán notando, serán visibles para el pueblo ingles, florecerán en los verdes prados escoceses, en las sedes de las grandes tecnológicas. Theresa May va demasiado lento. Quizás sea cierto los rumores que circulan por varios periódicos económicos: la verdadera intención del gobierno ingles es hacer ver lo malo que es el Brexit para forzar un nuevo referéndum y renegociar las condiciones con Europa.

Theresa May no es Margaret Tatcher, no cuenta con su firmeza, su pasión y su fanatismo llevada a la máxima potencia. Podemos decir que Theresa May es más humana, y no todo vale para conseguir el fin marcado. Prefiere jugar a defender y esperar un error del contrincante para atacar con fiereza y asestar un duro golpe. Por desgracia, el Brexit huele a goleada y humillación si la vieja guardia inglesa (formada por ex-políticos conservadores y laboralistas pro europeos ) no salen a socorrerla. Tal y como van las cosas, la tensión que se vive en Reino Unido la llevará a tener más de una salida fuera de tono de cara a las próximas elecciones de verano. Por suerte para ella, no cuenta con un adversario serio que le haga sombra. Su buena capacidad estratégica, su perfil directivo y pragmático, ha sabido leer la situación para obtener mayor número de escaños.

Summary
¿Qué dice el rostro de Theresa May?
Article Name
¿Qué dice el rostro de Theresa May?
Description
Caso práctico de morfopsicologia para descubrir fortalezas y debilidades de Theresa May
Author

Ramón Calatayud

Me llamo Ramón Calatayud, soy consultor de estrategia. Disfruto escribiendo novelas, libros de empresa y contenido para blog. Trabajo como ejecutivo de cuentas en la revista Jot Down. Bienvenido a mi MBA Personal: Marca Inteligente.

Entradas similares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *